jueves, 18 de diciembre de 2008

Ahh la vida...


Hoy estuve la mayor parte de mi día en la calle... haciendo mandados lo cual odio, eso de estar de arriba para abajo haciendo colas y llenando requisitos estúpidos para mí es una pérdida de tiempo, aparte del dolor de cabeza y el mal humor que uno se gana jeje

Andaba con mi mama, pero como mi querido padre nos fue a dejar, nos tocó andar en taxi, cabe decir que a mi mamá la pone histérica andar en camioneta por la seguridad que impera en el país ( y si, soy muy sarcástica a veces ). En fin, anduvimos la mayor parte del tiempo en la zona 10, yo había dejado mi celular porque no quería andar de paranoica. Cuando vine a mi casa, tenía dos llamadas perdidas de un ex, el me conoce y sabe que muy seguido me pasa que no llego a tiempo al teléfono.


Hago una pausa en la historia para mencionar que el hombre, cuando éramos novios, se "enojaba" si yo salía sin celular, te puede pasar algo!, una emergencia que haces?, decía. Y bueno, le pregunté a mi hermano si el susodicho había llamado a la casa, dijo que no. Lo primero que vino a mi mente fue: yey! me salvé del regaño. Devolví la llamada, me hice la loca... No funcionó, después del supuesto regaño (digo supuesto porque el chato jamás en la vida se ha podido enojar conmigo) y del gran drama que hizo aguantandose la risa, me dice... bueno te quiero mucho.


Y bueno, les cuento el resumen de la historia, porque tengo que decir que yo a los hombres no los entiendo. Juran que sos la mujer de su vida, se termina todo y lo siguen jurando. Pero como sos la mujer que soñaron les da miedo colgarse de más por no salir lastimados. Son muy pocos los arriesgados que he conocido que luchan por tener a la mujer que quieren y no la dejan ir, lo que pasa es que tengo la mala suerte de caer con los más miedosos, talvez es el delirio de salvadora que algunas mujeres tenemos, aquello que nos hace decir: awwwww todo lo que ha sufrido, hay que mostrarle el otro lado de la moneda.... A los chavos que leen esto, dejenme decirles, si encuentran a alguien que los hace sentir de una manera diferente en varios aspectos, no la dejen ir y si les corresponde, menos! Luchen por lo que quieren en lugar de volverse cobardes, dejen de decir: es que si no me arriesgo no gano, pero tampoco pierdo. A las chavas que leen esto, les digo, si la persona que no está con ustedes no las valora, huyan!! Uno no puede cambiar a los hombres, usualmente creemos que más adelante las cosas van a cambiar, pero no cambian. El salir de ese tipo de relaciones (aunque amemos mucho) es cuestión de amor y respeto propio, tenemos que entender que no podemos salvar a todas las almas heridas que se nos acercan, menos cuando no se dejan. Es hora de quitarnos el complejo de salvadoras y pensar un poco más en nosotras. Es hora de estar con alguien que esté dispuesto a luchar por tenerte o por no dejarte ir.
Eso sí, chavas o chavos, nunca pierdan el chance de estar con alguien por miedo... Igual si algún día se termina, en el camino van a aprender muchas cosas buenas y malas que jamás hubieran aprendido de no haber tomado el riesgo.


Besos :)

2 comentarios:

Gaby dijo...

Bien dicho maestra!!! es algo asi como el diario de Bridget Jones 2... si por alguna razon ellos no creen que es el momento adecuado "ahora", entonces no va a ser nunca... Aunque duela, una debe retomar sus pasos en la vida y caminar "sola". y es que es cierto "mejor sola, que mal acompañada". No es que sea amargada o dejada, lo que pasa es que esta "situacion" es mas frecuente de lo que uno piensa. Felicidades por tu blog. Muy bonito... Feminista!!!!

Mishu dijo...

que bueno que te gustó el blog... feminista??? mmmm si tal vez sonó asi... pero es q a veces me cuesta tenerles paciencia a los nenes jiji y bueno si es cierto "mejor sola que mal acompañada" y no es amargura muchas veces es mejor así que pasar el mal rato xq tienes razón... la situación es más frecuente de lo q parece...
Saluditos :)